Mantén Tu Energía Alta Cuando Entrenas

Todos sabemos que el entrenamiento (cualquiera que sea) nos ayuda con nuestro estado de ánimo, particularmente cuando las personas comienzan a ver resultados.

Cuando uno completa o termina una sesión intensa, no importa si fue de CrossFit, gimnasio o de bicicleta, uno se siente saludable y que realmente ha logrado algo. Sin embargo, muchas veces tratar de completar un entrenamiento intenso es a veces una tarea un poco difícil para muchos.

A continuación te voy a presentar tres consejos que puedes aplicar para mantener tu energía siempre alta cuando entrenas.

1. INGIERE “SNACKS” LIVIANOS

Muchas personas creen que comer antes de realizar ejercicios es contraproducente. Es algo totalmente absurdo. Lo que ingieras antes de realizar actividades físicas va a determinar tu progreso. Tu cuerpo necesita combustible de calidad para poder funcionar. Por ejemplo, si eres una corredora matutina que te paras muy temprano y sales a correr sin haber desayunado, te sugiero que te pares 30 minutos antes e ingieras una merienda liviana. Puedes probar con un cereal alto en fibra con leche descremada. Los carbohidratos, proteínas y fibra del cereal y la leche, deben ser suficientes para mantener tu energía durante la actividad física. También puedes probar una barra de energía con una taza de café antes de correr. Este tip me lo dio una amiga que siempre corre y dice que le funciona de maravilla. Prueba con lo que más te guste, pero nunca salgas a realizar ejercicios con el estómago vacío.

2. INGIERE VARIAS COMIDAS PEQUEÑAS

Muchas personas están acostumbradas a comer su desayuno, almuerzo y cena, pero puedes optar por comer 5-6 comidas diarias para mantener tus niveles de energía en lo más alto mientras transcurre el día. Es importante saber conocer tu cuerpo y comer solamente cuando experimentes hambre. Puedes comer tus 3 comidas normales y agregar “snacks” a media mañana y media tarde. Evita todo lo procesado con azúcar.

Prueba con proteína magra, carbohidratos complejos y ensalada para tus comidas principales. Para tus “snacks” puedes probar con una manzana o pera, un yogurt griego y un puñado de almendras o nueces.

Por otro lado, si vas a realizar CrossFit o una rutina fuerte en el gimnasio y que sabes que va a ser intensa, haz lo que yo hago: combino en mi botella de agua carbohidratos en polvo con aminoácidos ramificados (BCAA) que me ayudan a mantener mi energía estable durante la práctica deportiva.

3. MANTENTE HIDRATADO

Tan fácil como puede parecer, la mayoría de las personas se encuentran deshidratadas y no lo saben. Hay que tomar mucha agua antes y durante la actividad física, y asegurarse de mantenerse hidratado durante el resto del día. Recuerda tomar más agua de lo normal para evitar cualquier tipo de calambres musculares que puedan aparecer. El agua ayuda a la recuperación y reduce la fatiga significativamente.

Si vives en un clima tropical como el nuestro, te puedo sugerir que cada vez que realices ejercicios al aire libre e incluso dentro de instalaciones deportivas, gimnasios comerciales y box de CrossFit, que mezcles en tu botella de agua cualquier tipo de electrolito en polvo o sales minerales y que lo ingieras durante toda la actividad física que realizas. De esta forma vas a evitar la deshidratación y tu rendimiento va ser mucho mejor.

De Interés: Planifica Tu Entrenamiento

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *