Pérdida de Grasa al Cubrir el Cuerpo con Plástico?

El mundo del fitness ha tenido a lo largo de los años muchas ideas locas y técnicas para mejorar la pérdida de grasa abdominal. Desde el uso de esteroides anabólicos androgénicos, estimulantes, dietas extremas, cremas y hasta pócimas de hierbas naturales. Pero no solo las sustancias y los suplementos han estado presentes, sino que se han llevado a cabo numerosas técnicas con el fin de mejorar. Una de las más conocidas es el uso de papel plástico enrollado en el cuerpo para quemar más calorías y grasas. Sobre todo utilizado en la parte media del cuerpo (la barriga).

En los años ochenta muchas personas a la hora de realizar ejercicio utilizaban estos envoltorios plásticos transparentes con el fin de aumentar el calor corporal y conseguir una mayor quema de calorías y grasas. Esta creencia se extendió de tal manera que muchas personas lo hicieron y aún hoy sigue siendo un mito en muchos gimnasios, haciendo que muchas personas todavía sigan poniéndolo en práctica. Desde boxeadores hasta personas de la tercera edad.

Primero que todo debemos tener bien claro en qué consiste este plástico transparente. Simplemente es un material plástico que no es poroso y por lo tanto es impermeable. Esta cualidad lo que hace es generar en el cuerpo un efecto invernadero mediante el cual todo el calor generado a la hora de hacer ejercicio no se expulsa, aumentando la temperatura corporal y con ello la sudoración excesiva. El sudor se acumula en forma de agua humedeciendo la parte en la que aparece, ya que al no transpirar es imposible que se seque y desaparezca. Este hecho es el que muchos toman como un activador de la quema de grasas. Es lo que se conoce como efecto del sauna. Las personas piensan que como se está sudando de más en un área específica, se quema completamente la grasa.

La aplicación de estos plásticos o fajas en el cuerpo no permiten la debida transpiración. Lo que puede causar que el sudor se vuelva algo desfavorable para el organismo. En primer lugar, al aumentar la humedad en la zona corremos riesgo de enfriamiento y por lo tanto de enfermarnos. La irritación de la piel en esa zona es alta, pues el sudor acumulado tiene sustancias ácidas que afectarán a nuestra piel, al igual que aumentarán la acumulación de bacterias en esta parte del cuerpo.

Realmente esta falsa práctica no es para nada efectiva, y por lo tanto no es recomendable aplicarla, ya que la realidad es que es un simple mito del mundo del fitness. Hoy en día existen un sin número de compañías que hacen ropa especial para deportes transpirables y las podemos encontrar en todos lados y de todos los precios. Por ello lo ideal es siempre utilizar una vestimenta cómoda que nos permita mantenernos secos.

Recuerda evitar siempre toda esta clase de mitos que todavía influencian a muchas personas. Investiga, lee y aprende para que puedas avanzar efectivamente en la pérdida de grasa, o simplemente busca la ayuda de un profesional. Y si vas a envolver algo, que sea un burrito, a menos así sabes que te lo vas a comer!

De Interés: Mitos de la Nutrición

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *