La Realidad del Entrenamiento Funcional

Si has estado siguiendo el mundo del fitness en los últimos años, me imagino que has escuchado el término entrenamiento funcional por todos lados. Eso es algo bueno para el público en general. Es una tendencia global que se relaciona a todo lo “funcional”, en otras palabras, todo lo aplicable al mundo real y las actividades de la vida cotidiana. Realmente ha ganado la aceptación por parte de las comunidades militares y policiales en todo el mundo, así como también por el público en general. Así es, hoy todo el mundo se ha ido por el lado de los diferentes tipos de ejercicios funcionales o entrenamiento crossfit como muchos le llaman.

Todo esto está muy bien, pero también ha alejado a muchas personas de la importancia de entrenar conceptos de especificidad. Por ejemplo, si tratas de entrenar para una maratón y una competencia de levantamiento de poder al mismo tiempo, es probable que te desempeñes realmente pobre en ambos eventos de competición.

Por supuesto que esto es un ejemplo algo extremo, pero ilustra un punto muy importante: uno solo puede impulsar al máximo lo funcional, antes de que sea de poco valor. ¿Qué te hace funcional cuando te paras en una bola de plástico haciendo un “pistol squat” y sosteniendo una pesa rusa por encima de tu cabeza? Yo te digo la respuesta: te hace funcional para pararte en una bola de plástico mientras haces un “pistol squat” sosteniendo un ketllebell por encima de tu cabeza, para eso y nada más.

“Pero te sirve para la propiocepción y para el balance!” Muchos dirán. La realidad es que es un término sobre usado y poco entendido por la mayoría de las personas que lo utilizan dentro de sus entrenamientos o que lo recomiendan para el mejoramiento deportivo.

Esto nos trae nuevamente al entrenamiento de especificidad. Que crees que te ayudaría mejor en esta situación: Escalar una pared de roca y sacar un cuerpo humano herido de un carro volteado en un accidente? 1. Pararse en una bola de plástico haciendo un “pistol squat” y sosteniendo un KB por encima de la cabeza o 2. Escalar una pared y cargar un objeto pesado por una distancia relativa. Si eres inteligente, ya sabes la respuesta.

La regla básica del entrenamiento de especificidad implica que para ser mejor en determinada actividad, tienes que realizar esa actividad repetidamente. El principio de especificidad dice que debemos entrenar las cualidades físicas en las condiciones concretas que nos demanda la competición. Es decir, hay que entrenar lo que se va a competir, o lo más semejante posible. Por ejemplo, si quieres ser un excelente corredor, debes correr. El punto a seguir es que un ciclista debe entrenar montando bicicleta y un nadador debe entrenar nadando.

Por supuesto que un programa de entrenamiento se puede programar de una forma correcta para que pueda servir efectivamente, pero tiene que haber un balance y una meta específica aplicable al entrenamiento a seguir.

Hoy en día veo a muchas personas realizando ejercicio de forma opuesta con relación a sus metas, o peor aún, no tienen metas establecidas en primer lugar. No importa lo que diga cualquier programa de entrenamiento, no puedes sobresalir en todos los aspectos del rendimiento y condición física simultáneamente. Al menos, no puedes hacerlo sin incurrir a riesgo de lesiones, fatiga muscular y en casos extremadamente severos al sobre-entrenamiento. Por eso que es importante el balance del entrenamiento con las metas específicas de la persona. Y a medida que las metas cambian, también el enfoque de entrenamiento lo debe hacer.

Si tienes dudas hazte la siguiente pregunta: ¿Cuál es el entrenamiento funcional que estoy haciendo que me hace funcional para? Si no puedes responder esa pregunta, te aconsejo que busques otro programa de entrenamiento o que verifiques tus metas.

Para finalizar, tener una buena condición física en general es algo bueno, pero los programas de entrenamientos excesivamente generales sin un enfoque específico y objetivos finales a menudo causan más daño que bien. Y el daño se presenta en forma de algún tipo de lesión en el cuerpo o simplemente no puede cumplir con los requisitos de una tarea específica que podría salvarle la vida en un futuro.

Así que recuerda esto, el cambio de tratar de ser bueno en todos los aspectos realizados a la misma vez, lo que muchos denominan el “entrenamiento funcional”, puede ser potencialmente negativo si no se sabe lo que se está haciendo.

Relacionado: Aspectos Positivos del CrossFit

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *