Elimina Los Pensamientos Negativos de tu Vida

La mente humana es un depósito de pensamientos. Cada día nuestras mentes procesan pensamientos que van de positivo a negativo y directa o indirectamente estos pensamientos tienen efectos en nuestro estado de ánimo, comportamiento y percepción de la vida. Lo que pasa con los pensamientos negativos es que son poderosos y podrían ahuyentar a los pensamientos positivos que tenemos.

Al igual que las malezas que crecen en un jardín al lado de los cultivos, los pensamientos negativos luchan por el espacio en la mente y lo hacen de tal manera que, si se los deja solos, pueden corromper los pensamientos positivos y deshacerse de ellos para que todo eso desaparezca. Como resultado, la mente comienza a procesar y producir solo pensamientos negativos.

Sin duda, nuestros pensamientos moldean nuestra mentalidad y nuestra realidad. En lo que sea que hagamos, lo que pensamos y cómo pensamos es importante. Si piensas positivo obtendrás resultados positivos, si piensas negativo, obtienes resultados negativos. Si tuvieras una sola opción entre pensamientos negativos y positivos, ¿cuál escogerías? Ya tú sabes cuál es la respuesta.

Cómo Eliminar Estos Pensamientos Negativos?

1. Aprende a Desechar los Malos Pensamientos

Los pensamientos no son inofensivos. Si se les permite quedarse, pueden hacer mucho bien o daño dependiendo de la naturaleza del pensamiento involucrado. Tu disposición a los pensamientos negativos importa si los va a superar. Los pensamientos negativos no desaparecerán por sí solos, debes enfrentarlos y debes hacerlo temprano. Ni siquiera les dé un espacio o un segundo para quedarse en tu mente en absoluto.

Para contrarrestar esto de inmediato, piensa en lo hermoso y bueno que eres y tienes. Decídete a reemplazar cada pensamiento negativo con dos buenos pensamientos positivos y estarás en el camino de eliminar los malos pensamientos de tu mente de forma definitiva.

2. Cuenta tus Bendiciones en Lugar de lo Malo

Cuando las cosas no van bien para ti, es fácil pensar en negativo. Las ideas que nuestras mentes procesan están mayormente influenciadas por las experiencias de nuestra vida diaria. Sin embargo, debes saber que por muy mala que sea la situación que está atravesando, tu caso no es el peor. Te aseguro que todavía estás en mejores condiciones que muchos otros en cualquier lugar del mundo e incluso si el tuyo es el peor de los casos, hay esperanzas de que las cosas puedan mejorar. Aprende a celebrar tus victorias y olvídate de tus pérdidas. Debes ser tu principal animador. Cada mañana al despertarte repite el siguiente mantra 10 veces: “gracias, gracias, gracias Dios por todo lo que tengo y por todo lo que soy”.

3. No Reprimas tus Emociones

Aprende y domina el fino arte de la autoexpresión. No reprimas tus emociones. Cuando aprendes a expresar tus sentimientos a medida que surgen, conviertes tu mente en un ambiente propicio para que los pensamientos positivos prosperen. Sé tú mismo y exprésate. Suelta muchas lágrimas si te apetece y trata de reír lo más que puedas cada día. Esto te ayudará a liberarte del estrés y vas estar más animado y seguro de ti mismo para enfrentar el diario vivir.  Si ves que necesitas ayuda, busca a una persona de confianza que te pueda escuchar y ayudar.  El solo hecho de contar lo que estás pasando, puede ser muy liberador.

Ya lo sabes, elimina los pensamientos negativos de tu vida con estos tres simples consejos y vas a ver como entras en un estado de felicidad y alegría.

Relacionado: Lo Bueno y lo Malo del Estrés

CB_EN_300x250_Banner_FemaleAnvarol

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *