FUERZA Y PODER EN MENTE Y CUERPO

Probablemente no vas a creer esto, pero la tendencia de hoy en día es estar ridículamente gordo y horrible, o flaco y totalmente débil. Sea como sea, es algo realmente patético. Si eres inteligente, y sigues el camino correcto, va a ser lo mejor para tu mente y cuerpo. Como un hombre sabio y fuerte dijo alguna vez: “Es realmente importante estar fuerte aquí (señalando su cabeza) y aquí (mostrando sus bíceps). Aunque no lo creas, ambas van de la mano y se ayudan entre sí para progresar mutuamente”.

La realidad es que estás muy flaco. Tú sabes que tienes que entrenar. Es lo más fácil, y sé que lo estás haciendo. Yo sé lo que realmente necesitas para estar fuerte. Se llama comida. Así que esto es lo que vas a realizar:

• Vas a comer tus tres golpes de comida diarias (desayuno, almuerzo y cena). Y vas a comer lo más que puedas en estos platos.

• Después de cada comida principal, quiero que te hagas un batido de lo siguiente: 12 onzas de leche (de coco, de almendras, baja en grasa, entera o cualquiera que tengas), 2 servidas de tu proteína en polvo preferida, un guineo, 1 taza de avena y una cucharada de mantequilla de maní. Apenas lo termines de hacer en la licuadora, tómatelo de una vez. Tres veces al día. No falles ningún día de la semana.

No te pongas ansioso y no te preocupes tanto. Va haber muchas veces que te vas a sentir desesperado, desmotivado y sin esperanza alguna. Así es el entrenamiento, pero igual con la vida. Enfócate en hacer las cosas correctas de la mejor manera posible.

Las personas se cierran mentalmente preocupándose en las metas y no en los eventos que tienen que pasar para llegar alcanzar los objetivos deseados. La meta parece estar muy lejos. La mayoría se frustra, y renuncian. Tú no seas uno de estos. Nunca renuncies a nada que sea difícil de alcanzar.

Lee más. Escribe más. Entrena más. Mantén tu mente en alto y no te preocupes porque tu cuenta bancaria este vacía. Lo importante que tienes que hacer es seguir leyendo, escribiendo y entrenando.

Cuando lees tu mente se expande. No pares de crear, de moverte hacia adelante y de ser mejor cada día. Elimina esos pensamientos negativos de tu cabeza y sigue tu corazón.

Ah, se me olvida, lo más importante, no te cases. Al menos no la primera vez.

DE INTERÉS: EL EFECTO PAUL NEWMAN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *