Lagartijas Para Aumentar tu Condición Física

Todas las personas deben ser capaces de realizar aunque sea 10 lagartijas o pechadas tradicionales con buena forma. Si no puedes hacerlo, seas hombre o mujer, entonces tienes trabajo que realizar para lograrlo. Es un ejercicio corporal que siempre ha existo y lo más interesante es que lo puedes hacer en casi cualquier lugar.

Por ejemplo, muchas personas que realizan ejercicio en el gimnasio nunca realizan una lagartija o “push-up”. Esto es un error, ya que las pechadas son excelentes para el acondicionamiento físico. Si tienes más de dos años entrenando en el gimnasio y eres hombre, debes poder hacer 30 lagartijas de forma seguida con buena técnica. Si no puedes, entonces comienza de una vez por todas.

Las lagartijas clásicas brindan muchos beneficios para el cuerpo:

• Son saludables para la articulación del hombro.
• Activan el músculo serrato anterior, que son los músculos al costado del torso. Al desarrollar estos músculos uno mantiene los hombros sanos.
• Las lagartijas brindan mucho endurance muscular. Cuando puedas realizar series por 40 repeticiones o más, entenderás de lo que hablo.
• Son excelentes para terminar cualquier rutina de entrenamiento como ejercicio extra.
• Es un ejercicio que puedes hacer en cualquier lugar, desde la comodidad de tu hogar hasta en la oficina.
• Una vez que tengas la destreza y costumbre de realizar lagartijas o pechadas, te darás de cuenta que puedes hacerlas todos los días sin riesgo de lesionarte.

Para que lo sepas, puedes realizar una rutina entera con solo pechadas o lagartijas y obtener excelentes resultados. Lo único que tienes realizar es tratar de hacerlas de forma más difícil (con una mano, con los pies elevados, en anillos olímpicos, con un chaleco de peso, con los puños, con solo los dedos, etc.)

Algo que hago y recomiendo a todos mis amigos y clientes, es que realicen algunas pechadas o lagartijas todos los días. Puedes hacerlas apenas te despiertas en la mañana. Pon una meta de repeticiones, por ejemplo 100 reps (4 series de 25) o las series que puedas hacer para lograr las 100. Te aseguro que en menos de 10 minutos has terminado. Crea la disciplina y el hábito y serás recompensado. Si no tienes la condición física para realizar 100 repeticiones, entonces empieza con 50 y vas aumentando de 2-3 repeticiones más todos los días. Por supuesto que no hay que tratar de hacerlas de forma seguida, trata de incluir 5 series máximo.

Otro consejo que recomiendo cuando estas en el gimnasio entrenando, es que cada vez que termines un ejercicio (cualquiera) inmediatamente realices lagartijas en forma de súper series. Por ejemplo, si hiciste sentadillas o squats, inmediatamente realiza 3-5 push-ups. Esto lo haces inmediatamente al terminar cualquier ejercicio. Es una forma de ir acumulando endurance muscular y ejercicio extra. Lo único es que no te excedas en el número de repeticiones. Trata de realizar de 3-6 pechadas solamente. Te parecerá poco, pero has la matemática en un día entero de entrenamiento haciéndolo después de cada serie y ejercicio, día tras día, semana tras semana, mes tras mes y te darás cuenta del progreso que vas a ir acumulando.

Por todo esto es que siempre recomiendo las lagartijas como un excelente método para ir aumentando poco a poco la condición física.

Relacionado: 10 Razones Para Hacer Dominadas

CB_EN_300x300_Banner_DBalProduct14

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *