No Tienes Que Destruir Tu Cuerpo en Cada Rutina

Como dice el título de este artículo: “no tienes que destruir tu cuerpo en cada rutina” o cada vez que vas al gimnasio o haces CrossFti. Existe una idea equivocada en esta nueva era del fitness la cual incita a que hay que entrenar hasta el fallo muscular y destruirse a la hora del ejercicio físico de una forma tan intensa, y que hay que sentirse totalmente agotado y adolorido al finalizar la misma sesión de ejercicio. Esto es algo totalmente absurdo, y es algo que los principiantes y los menos experimentados siempre hacen.

Hay una idea errada de que si te sientes bien después de terminar una determinada rutina, quiere decir que no entrenaste lo suficientemente fuerte. Esta idea supone que uno deber ir cada día al gimnasio con dolor y luego hacer otra rutina al día siguiente de la misma forma intensa, para supuestamente hacerse más fuerte y quitarte todas esas molestias corporales creadas por el ejercicio fuerte.

Señores, el dolor muscular no es síntoma de progreso ni mucho menos indica que tan efectiva fue la sesión de entrenamiento o rutina.

Hoy en día es tan común ver esto que muchas personas se sienten orgullosas de esto y hasta lo proclaman como la victoria máxima. Lo mismo pasa con esas personas que le dedican 30 minutos a realizar un “pre-calentamiento” antes de la rutina. Saben lo que yo veo y pienso? La realidad es que esto no te hace “el más malo ni el sabelotodo”, en cambio demuestra tu verdadero coeficiente mental. Es un pensamiento algo estúpido la verdad, porque estás haciendo las cosas mal. Pero hoy en día todos son “expertos” de algún modo y saben lo que están haciendo.

Si de verdad estás entrenando fuerte y de forma inteligente, va a ver días en que vas a estar adolorido muscularmente y a veces sin ganas de entrenar. Es lo normal que ocurre con el proceso de entrenamiento. Igual ocurre con las lesiones corporales o en las articulaciones. No podrás escapar para siempre de esto, sobre todo si te exiges constantemente en el gimnasio. Algunos días realmente intensos de entrenamiento vas a sentirte como si un camión de mudanza te hubiera pasado por encima.

A largo plazo, no debes sentirte agotado ni adolorido todo el tiempo. Si este es el caso, tu cuerpo te está dando una señal y le debes de prestar atención. En la mayoría de los casos debes poder caminar y hacer tu rutina y calentamiento de forma normal. Por ejemplo, si por alguna razón no puedes realizar un peso muerto o sentadilla después de realizar 30 minutos de masaje miofascial, estiramientos con ligas y ejercicios de movilidad, quiere decir que estás haciendo demasiado trabajo, o lo estás haciendo totalmente mal, o simplemente tienes muchas debilidades en tu cuerpo y la rutina no está programada de forma eficiente. Esto probablemente indica que tienes una recuperación muy pobre, y por lo general es el resultado de destruir tu cuerpo en cada rutina de entrenamiento.

Qué puedes hacer si te sientes abatido todo el tiempo? Simplemente agarra una semana libre de entrenamiento para darle a tu cuerpo y mente un merecido descanso. Esto hace maravillas para todas tus articulaciones y músculos, y una vez regreses a tu rutina normal te vas a sentir más fuerte, más descansado y más motivado. Recuerda que esto no es una carrera de 100 metros solamente. Es una carrera a largo plazo y es mejor que lo hagas bien desde el día uno para que puedas entrenar de forma eficiente por muchos años más.

Relacionado: Cómo Saber Si Tu Entrenamiento Fue Productivo

CB_EN_300x300_Banner_DBalProduct14

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *