LOS MÉTODOS DE OPERACIÓN

los_metodos_de_operacion

Los atletas de fuerza o simplemente las personas que quieren construir puro músculo necesitan tomar en consideración muchos aspectos. La fuerza y músculo no se logran solo tomando una pastilla o un polvo de un suplemento mágico. Para lograr esto, el individuo necesita atacar repetidamente con varias armas y en diferentes ángulos con el tiempo. Cualquier persona puede tornarse fuerte y grande, pero forjar verdadera fuerza más allá de las fronteras requiere mucho tiempo y dedicación.

Las herramientas, el programa de entrenamiento y el plan van juntos de la mano. Cuál es el tuyo? Sabes que es lo qué quieres lograr? Ya tienes tu meta establecida? Debes estar listo y siempre entrenar para ponerte a prueba en el campo de batalla, y no esperes nada menos. Va a ser fácil? Por supuesto que no. Nada glorioso se logra con poco trabajo. Muchas veces las personas buscan el ejercicio funcional y el suplemento-súper-híper-mágico, el cual ni es práctico ni realista de ninguna forma.

Debes tener presente para qué estás entrenando y luego partir de ahí. Por ejemplo, si juegas football americano, entonces para que te matas todos los días practicando entrenamiento de MMA. Debes preguntarte lo siguiente: qué va a ser lo más beneficioso para lo que quiero lograr? Toma tu plan y escríbelo. Si no sabes busca la ayuda de alguien que sepa. Muchas veces debes salir de tu zona de confort. Recuerda que vas a lograr el mayor progreso cuando haces cosas fuera de lo tradicional y de lo que dictan las normas.

Además, los implementos, los compañeros de entrenamientos, tu gimnasio, etc., todo esto puede ser tedioso y agotador si no sabes por dónde empezar. Empieza con los ejercicios compuestos básicos con barra (sentadillas, peso muerto y preses) y poco a poco vas cambiando según tu meta. Debes crear una base de fuerza sólida con estos ejercicios, ya que todo resulta más fácil cuando uno gana fuerza en estos movimientos en específicos.

En conclusión, quiero decirte para qué estás entrenando? Para qué estás luchando? Qué te hace pararte con ganas cada mañana para ir a entrenar? Acaso solo eres de los que va con el “flow” o tienes un verdadero espíritu competitivo y guerrero? Sabes lo qué quieres lograr? Trata de responder todas estas preguntas, y obtén las herramientas necesarias y simplemente has el trabajo sin quejas y sin llantos.

DE INTERÉS: 21 CLAVES PARA EL ÉXITO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *