La Realidad de Por Qué Entrenas

Hay dos tipos de personas que entrenan:

1. Este grupo incluye los que realmente aman y han creado una pasión con respecto al entrenamiento.

2. Este grupo incluye a los que son capaces de beneficiarse de las bondades del ejercicio físico y a lo que realmente les importa individualmente. Para ellos, el entrenamiento tiene que ver con su salud, como un pasatiempo, para verse bien físicamente o por moda.

Pregúntale a cualquier típico joven de gimnasio o de CrossFit de 18-25 años de edad acerca de sus metas con el entrenamiento, y te puedo asegurar que escucharás palabras como “estar musculoso”, “tener cuadritos”, “estar ripeado o cortado”. Todo eso está bien, pero en el gran esquema de la vida, no significan mucho después de todo lo que se dice y se hace.

Las prioridades y la forma de ver el ejercicio cambian a media que pasan los años. Una cosa es tener 24 años y tener tiempo y energía para ir al gimnasio 7 días a la semana, y otra cosa es tener 40 años.

Realmente uno debe profundizar un poco más y hacerse la gran pregunta: “Por qué quiero músculos grandes y fuertes, y quemar la grasa abdominal?

Talvez, para la mayoría lo que realmente quieren es crear la capacidad de auto-confianza y puede ser la habilidad de lucir estéticamente bien para atraer a una posible pareja. Cuando identificas bien lo que quieres, tus resoluciones van a ser más fáciles de lograr. Verás el entrenamiento como una clase de responsabilidad.

A medida que la vida avanza y ganas años de experiencia, trata de continuar añadiendo motivos reales por los cuales quieres seguir entrenando. Por ejemplo, a continuación te voy a presentar algunos de mis motivos personales por lo cual continúo en este juego duro y brutal, y de repente puede ayudarte a expandir tu mente para que pienses fuera del contexto tradicional:

• Para crear fuerza mental y espiritual
• Para ser mejor que el promedio
• Para no caer en la mediocridad de los simples seres humanos comunes y corrientes
• Para ser mejor cada día
• Para tener energía y poder llevar una vida feliz
• Para estar físicamente preparado para cualquier adversidad de la vida
• Para tratar de ayudar a los demás con lo que he aprendido con los años
• Para ser más fuerte cada día
• Para estar más saludable en el mundo suave que vivimos hoy en día
• Para saber lo que es la disciplina, trabajo duro y hábito
• Para sentirme bien conmigo mismo

Tal vez estas cosas que mencioné no sean importantes en el contexto de tu vida. Así que te exhorto a que busques tus propios ideales de lo que realmente te importa y por qué lo haces. Cuando conectas tu entrenamiento con lo que quieres y con tus valores, tu motivación se disparará de forma positiva y continuarás empujando hacia adelante cuando los años se comiencen acumular. Y de repente, encontrarás con el tiempo, que vas amar el proceso de entrenar con sus buenas y malas, y esto va ser que te mantengas en el juego por mucho tiempo.

Relacionado: Entrena Sentadillas y Peso Muerto

CB_EN_250x300_UKBanner_Bulking2

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *