Algunos Consejos para los Jóvenes

entrenamiento_jovenes

La otra vez en el gimnasio me encontré con amigo muy joven que está empezando en el mundo del entrenamiento de resistencia con pesas y me dijo algo acerca de hacer un “ciclo” o utilizar alguna pro-hormona.  Me dijo que se sentía frustrado y que se había estancado en su entrenamiento.  Que no podía añadirle peso al press de pecho plano y que sus bíceps no crecían.

Todo esto me hizo pensar mucho, así que voy a mencionarles algunos puntos válidos para todos los jóvenes que se encuentran en esta situación.

1.  Absolutamente nadie se estanca en su entrenamiento a los 20 años de edad.  Ninguno.

2.  A esa edad en particular, los hombres producen una cantidad inmensa natural de testosterona y hormona de crecimiento.  Hay que tomar ventaja y sacarle provecho al entrenamiento cuando uno está joven.

3.  Tu mejor amigo a esta edad para ganar fuerza y músculo es la COMIDA.  Puede ser que acumules algo de grasa en el área abdominal.  Es lo normal, no hay que preocuparse.  Tienes el resto de tu vida para quemar la grasa y sacar tus tan anhelados cuadritos.  Tienes que pasar estos primeros años construyendo una base sólida de masa muscular, en vez de preocuparte por tus abdominales y bíceps.

4.  Una rutina o programa de entrenamiento es generalmente bueno, independientemente de cual escojas.  Tienes que mantenerte con los principios básicos de entrenamiento.  No es el programa que te está deteniendo.  Generalmente es la falta de comida, descanso y planeación.

5.  Con todo lo dicho anteriormente, tienes que basar tu entrenamiento rodeado de los grandes ejercicios compuestos.  Nada de ejercicios de aislamiento para los bíceps y hombros.  En cambio incluye movimientos como la sentadilla, peso muerto, suspensiones, dips, remo con barra y mancuerna, press militar, press plano con barra, etc.  Esto es realmente lo que construye músculo y fuerza, y en eso se debe basar tu entrenamiento.

6.  Muchos de los jóvenes les cuesta mucho todo esto, porque todavía no han desarrollado la capacidad mental de ser pacientes y mantenerse enfocados.  Recuerden que esto no es una lucha de un día, un mes o un año.  Es una lucha constante, prolongada y parte de un proceso de aprendizaje que toma mucho tiempo.  Solo los más perseverantes, los más trabajadores y los que tienen gran capacidad mental logran llegar al final con éxito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *